Aventis

Coyunturas en la economía

El único instrumento que se ha previsto en Latinoamérica es el de reunir países hacia una integración geopolítica, teniendo como imagen central la independencia y capacidad de negociación de los Estados movidos al intercambio e identificación de los objetivos que pragmatiza el ideal Guevarista y el sistema de confraternidad de los mismos. Así que la libertad de pensar, y expresarse, constituye un movimiento de moverse y circular en los criterios de opinión para darnos una estructura política de dignidad y seguridad ante los derechos humanos y la industrialización del eje Atlántico. Es una movilización continental hacia los otros gobiernos de la región. El nuevo orden constituye lo político, social y cultural, es el manejo de una ilusión bajo los principios fundamentales de cooperación económica, dejando atrás los vínculos coloniales. Los grandes países reconocen los pasos a dar para aminorar las diferencias de movilidad social y de esta manera reglamentar las formas de poder y el desarrollo del Ser personal.

Hoy. El burgués se hace conservador y en el tiempo en un vicioso de los asuntos económicos y la clase baja debe cubrir su desnudez ética y pagando caro sus diversiones, allí no se incluye los hechos históricos, por eso la misma se encuentra dividida en ciclos como por mitades, en el ámbito domestico, la clase media como baja deben compartir sus desdichas, generando ciertos odios que en Venezuela se traduce en victorias y ser parte de un colectivo.

El gran desafío es ajustar las normas del derecho canónico y plantear que generan las religiones y las ideologías, ya no se les puede criticar a los fieles la secularización del Estado, existe una señal para debilitar a una categoría de individuos y sociedad, la tesis se viene forjando desde meses atrás- mucho antes del proceso eleccionario- y se maneja por una parte la diferencia o separación de Iglesia y el Estado. Algunos dirigentes, tratan de delegar los poderes espirituales y temporales en el presidente, Hugo Chávez Frías, obviando utilizar el discurso público como instrumento de una acción determinante para investir el colectivo de sus fuerzas que le llevarían a una sociedad perfecta. Esto. No es utopía. Los jesuitas en Venezuela tienen una gran autoridad y mediante acuerdos mueven sus fundamentos entre el absolutismo y el liberalismo, logrando una dicotomía en la acción del Capital que se traduce en dinero para las grandes firmas empresariales. La sociedad, viene cambiando de valores y la libertad de algunos banqueros nos desencajan, simplemente son actitudes de un sistema que exhibe sus antagonismos y caracterología por carencia de ideología de parte de algunos manejadores de la opinión pública.El fariseísmo católico, es un adoctrinamiento con una fase partidista, donde algunos sacerdotes manifiestan sus orientaciones hacia el obispado, quien estará alineado a los grandes empresarios y la oligarquía como tal., sobre esto, debe hacerse una crítica constructiva y sancionar éticamente a personas que arengan contra las Fuerzas Armadas del país y de algunos voceros que desde La Plaza Altamira promueven el delito, saqueo y el daño hacia las instituciones. Esto sigue y ha sido denunciado por un programa del Estado que modera Mario Silva.

Lo que se busca es institucionalizar la hipocresía, dañando éticamente a los militares y a ese pueblo que apoya al comandante Chávez Frías. Es un grupo antinodo que solo desea anclarnos en el pasado histórico para colonizarnos una vez más.

Sin embargo, el recurso más utilizado por algunas ONGs es que a través de una Iglesia militante trastocar algunos temas que legitimados teológicamente dan fuerza a la instigación como fomentar situaciones difíciles en el seno de algunas instituciones como la castrense, La iglesia se constituye en una especie de sinfonía para arrastrar a la sociedad a una crisis espiritual que ahondaría en el apoyo ideológico a los deseos de sus dirigentes y se iría a una mala opinión de quienes integran la institución como tal. La oposición ha quedada frustrada y castigada por el voto del pueblo, tras escuchar esa facción vecinal a unos dirigentes que desde el año 2000 buscan desestabilizar el país con propaganda basura hacia los militares y los militantes de base del pueblo que arropa al comandante Hugo Chávez Frías. Ha sido erróneo impulsar a una parte del pueblo hacia esa falsa realidad, la única repuesta obtenida es la abstención.

[email protected]

[email protected]


Esta nota ha sido leída aproximadamente 772 veces.