La gesta entre una verdad real y la verdad impuesta

La oposición venezolana (ahora tomada por los más oscuros principios de la ultra derecha mantuana e internacional), transita por una camino tortuosa que pareciera que con el pasar del tiempo y visto su accionar se distancia de forma vertiginosa de la senda democrática que les debería guiar y legitimarles como plenos actores político dentro del proceso transformador que vive la Republica Bolivariana de Venezuela, como epicentro de los cambios estructurales que a todas luces viene impactando a toda la región latinoamericana y caribeña.

En este contexto, un importante número de medios de comunicación privados (nacionales y extranjeros) quienes han sufrido la metástasis mercantilista y llevan la digna práctica del periodismo a una simple transacción financiera, concursan para exponer versiones propias que arrastran a sus lectores a una realidad manipulada y por ende a vivir bajo una Verdad Impuesta que dista del principio de informar de forma objetiva y veras al público al que se deben.

En este sentido, es curioso como la industria mediática local y mundial invisibilizan hechos graves para la estabilidad, la seguridad y la paz del país, en algunas casos llegando a prestarse para aupar el desencadenamiento de acciones violentas. La prueba más reciente de este accionar se evidencia en los hechos del pasado 15 de abril, luego del anuncios de los resultados electorales en Venezuela; los medios en su mayoría se dedican a afianzar y maximizar la tesis de una matriz de opinión que promoviera el candidato que no salió favorecido con la aprobación de los electores que participaron en la contienda.

No obstante, resulta extraño que estos mismos medios no menciones las 10 muerte que ocasiono el ex candidato Capriles tras el llamado violento a sus seguidores a desconocer los resultados y por ende a las instituciones y las leyes de la república; tampoco informan de los más de 130 heridos que dejaron sus seguidores y mucho menos los ataques a los centros de salud (CDI) que ha construido la revolución y que brindan gratuitamente atención primaria a la salud del pueblo venezolano; de igual forma, estos medio omiten que el señor Capriles se ha dedicado a montar un reality show sangriento, donde valiéndose de su poder económico y su privilegiado manejo de los medios de comunicación privados (que en Venezuela representan el 80% del total existentes en el país) amenaza, insista al odio y promueve la violencia en el país, sin hacer uso de ni una sola de las garantías constitucionales para apelar los resultados que emitiera el Consejo Nacional Electoral (CNE), como expresión genuina del deseo de la mayoría (entiéndase como mayoría la mitad más uno) de los venezolanos que participamos en este proceso.

Y como era de esperar, no se informa que el Ex Candidato, solo después de enlutar al pueblo venezolano, es que envía emisarios a informar de su inconformidad y a solicitar formalmente ante el CNE un conjunto de acciones, las cuales no aparecen tipificadas en ninguna de las leyes que rigen la materia. Por último, es importante hacer notar que el Ex Candidato Capriles (quien pretendía llegar al poder con la firme intención de entregar las riquezas de Venezuela a las transnacionales que gobiernan a los EE.UU) ni y ninguno de sus voceros, a estas horas en que escribo esta líneas han salido a lamentar, dar una palabra de pésame, un aliento a las familias venezolanas que perdieron a sus seres queridos producto de la intolerancia de la este señor Capriles es responsable, eso tampoco es reflejado por los medios.

Igualmente menos notorio fue la indiscreción, bajeza y total descortesía demostrada por el Ex Candidato Capriles a la presidenta Argentina Cristina Fernández de Kirchner, durante su visita a Venezuela en el marco de la toma de posesión del Presidente Electo Nicolás Maduro Moro, donde le exigía el pago inmediato en dólares de algunos compromisos adquiridos mutuamente entre Venezuela y Argentina mediante convenios de cooperación.

Sin duda que quedará en la conciencia de los periodistas quienes se presten para esta campaña de mentiras y manipulaciones que desafortunadamente en el más reciente saldo fatal cobro la vida de 10 venezolanos, entre ellos dos niños.


Prof.
Vocero Movimientos Sociales del GPP Estado Portuguesa
04120519656
@libnimaster

Esta nota ha sido leída aproximadamente 591 veces.