¿Dónde están los grupos indigenistas?

La labor de muchos grupos indigenistas en el país ha sido ejemplar por sus luchas de resistencia, han sido defensores de la causa de los pueblos originarios, han estado en constantes actividades por la defensa de los derechos expresados en nuestra Carta Magna, como reconocimiento a su transcendencia en la vida social, cultural, económica, política e histórica de Venezuela.

Sus luchas han sido enfocadas, por lo general, hacia ese reconocimiento como pueblos indígenas u originarios que mantienen sus costumbres ancestrales y su cultural de vida que desvelan lo mágico espiritual, que contribuyen al desarrollo del país.

Sin embrago, hay otros grupos indigenistas que expresan su propósito en defender estas causas pero en realidad muestran un interés particular en darse a conocer como grupo merecedores de premios o bandas de primera o tercera clase por sus actividades, y en verdad no hacen el trabajo en relación a la protección de su prestancia como colectivo, como pueblo digno merecedor de respeto.

En el caso específico, de la emergencia por el “bachaqueo” (extracción ilegal y excesiva de los alimentos de primera necesidad), que produce la escasez en los anaqueles de los establecimientos comerciales en el estado Zulia, actividad realizada por un sector, entre estos, mujeres indígenas utilizadas desde su condición de pobreza y algunas influenciadas, y otras conscientes pero igualmente afectadas por el marcado individualismo heredado de la Cuarta República, que aún no termina de salir de nosotros a pesar de todos los esfuerzos de los Gobiernos Revolucionarios de Chávez, y ahora, de Maduro y Arias; en esta situación me pregunto ¿Dónde están los defensores de los derechos de los pueblos indígenas en la ciudad de Maracaibo?, ¿Por qué no abordan esta problemática?, ¿Quién hace el trabajo de conciencia?, en fin muchas otras interrogantes…

Considero, que con la actividad ilegal del bachaqueo a la población indígena le están vulnerando sus derechos, pero a su vez, esta población han violentado los derechos de otra parte de los habitantes de Maracaibo y otras ciudades, sin querer (me permito la duda) nos han privado el derecho de adquirir alimentos de la canasta básica. De manera que una parte de la población indígena no cumple sus deberes como ciudadanos corresponsables con el Estado, y están perdiendo el respeto de los conciudadanos que se refieren de forma despectiva a esta población como bachaqueros. Da tristeza ver a las mujeres indígenas engalanadas con sus bellas mantas para realizar esa actividad… ¿quién nos ayuda a defenderlas? y contrarrestar esa actividad que nos perjudica a todos.



[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 711 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US Y /actualidad/a169009.htmlCUS