Te invisibilizo tras una cortina o simulo que si me importas. De cómo los yukpa llegaron a Caracas

Te invisibilizo tras una cortina o simulo que si me importas. De cómo los yukpa llegaron a Caracas

Cuando los yukpa se embarcaron en esa “aventura”, en un bus con el que contribuimos todos los criollos que pudimos o quisimos, tenían y siguen teniendo suficientes razones. Para no hacer una larga lista que tod@s l@s interesad@s conocen, digamos solamente que están defendiendo su vida, esa que todos los días les es arrebatada por la complicidad de ganaderos y cuerpos de seguridad del Estado, con la vista gorda de algunas instituciones que dicen velar por sus derechos.

No bastó el atropello que sufrieron en la carretera; no bastó que en cada alcabala les revisaran hasta la médula buscando una supuesta bomba y marihuana; no bastó que quisieran secuestrarlos a su llegada a la capital; no bastó que los personeros del gobierno se negaran a recibirlos. Era necesaria una medida más “efectiva”. Si no digo que están no existen. Los tapo con una cortina porque la dama de Falcón tiene cosas más importantes que decir ahora que estamos en plena campaña.

Ah, pero los yukpa son tercos; tercos con la terquedad que les ha permitido resistir más de 500 años al acoso y el terrorismo de los invasores de sus tierras y las trasnacionales de la minería. Tanta terquedad obligó al Presidente de VTV, por “órdenes del Presidente” a concederles media hora, léase bien, media hora para explicar una problemática que lleva más de 500 años.

Sin ser ni pretender ser experta en asuntos indígenas, me pregunto: ¿será que alguien que tiene como idioma originario uno X, puede tener la misma facilidad para explicar una problemática tan compleja, poco escuchada y atendida en otro idioma, con la presión del reloj, de las cámaras, del tipo haciendo preguntas que a lo mejor no entiendo porque en su idioma no existen algunas palabras por innecesarias ("eso es abstracto"); a pesar del cansancio por haber esperado más de dos días para que alguien lo escuche? Súmele además que le ponen, igual que a Zenaida, el video de una joven indígena “que si se portó bien” porque cree que puede vivir en armonía con los asesinos de Alexander Romero y otros indígenas y por eso se ganó su pasaje en avión.

Me preocupa que en una actitud de mucha “ingenuidad” se pretenda cuestionar la necesaria solidaridad de los movimientos sociales que tejen redes para que se conozca que los yukpa gritan Justicia. Pretender “saber” si la Sociedad Homo et Natura, La Guarura, Aporrea y otros medios y colectivos que los acompañan es “bueno o malo” pretende, a mi juicio, construir una matriz de opinión a partir de la cual Sabino y su gente estarían siendo manipulados por perversos intereses de algún@s crioll@s quién sabe con qué oscuros fines.

Sabe Willian Castillo o quien le ORDENO (como él mismo dijo) que la solidaridad no tiene límites. . ¿Será que Willian o quienes le ORDENAN quieren que los yukpa se queden solos en las calles de Caracas? ¿Será que no sabe que hay mucho entrometido en este mundo que decidió que su razón de vida es SOLIDARIZARSE con los pobres de la tierra? ¿Será que si a mí no se me cayó la casa en la vaguada de Vargas yo no tengo que meterme en ese peo? ¿Será que la Asamblea Nacional tiene que recoger el pronunciamiento en favor de los mapuches porque ni son mapuches ni son chilenos? ¿Será que no tengo derecho a indignarme cuando el sionismo asesina palestinos? ¿será, entonces, que ante el genocidio que está ocurriendo en la Sierra de Perijá tengo que voltear la mirada y dedicarme a la campaña electoral?. Definitivamente, algo se nos perdió en el camino de construcción de una Patria para todos y todas, incluidos l@s indígenas. Hay un peligroso y perverso proceso de institucionalización de la conciencia que no nos permite ver más allá de lo que dice o aprueba nuestro presidente.

Lo ocurrido con la compañera Vanessa con el apresurado derecho de palabra que les dieron a los compañeros y compañera yukpa la noche del viernes 9 de noviembre, definitivamente nos lleva a pensar y a preguntarnos, porque tenemos más preguntas que certezas, ¿hasta qué punto Venezolana de Televisión es el canal de todos los venezolanos como dice su lema? ¿Cuándo somos protagonistas? ¿Cuando marchamos a favor del Presidente o cuando tomamos las calles en reclamo de nuestros derechos? ¿Por qué en VTV y otros canales del Estado no aparecemos los pobres y si muchos periodistas que cada día se parecen más a los que tanto critican?

Afortunadamente, la Patria sigue preñada de muchos y muchas desobedientes que creemos en la solidaridad, en la construcción colectiva, en la visibilización y acompañamiento de los pobres de la tierra y en nuestro potencial para construir verdaderos espacios de resistencia y sobrevivencia.

SOLO EL PUEBLO SALVA AL PUEBLO

SABINO MARCA EL CAMINO DE LA DIGNIDAD…YUKPA SOMOS TOD@S

[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 3351 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




Comparte en las redes sociales




Notas relacionadas

Por los Derechos Humanos contra la Impunidad

Medios de Comunicación

Anticorrupción y Contraloría Social

US Y /medios/a153978.htmlCUS