Las bufonadas de la derecha venezolana ante las instancias nacionales e internacionales

Cuando Chávez es elegido presidente en 1999, pide al Poder Constituyente, es decir al pueblo venezolano, donde reside el poder con carácter ilimitado, dictar una nueva Carta Magna, según su promesa electoral, la derecha comete su primera bufonada jurídica, política o como usted la quiera llamar: rasgándose las vestiduras se dirigen a los poderes constituidos intentando detener al único poder del Estado: al pueblo. La derecha ataca al proyecto de Constitución, es “ilegal e inconstitucional, dicen,” con su cacareado slogan: por “totalitario, comunista y atentatorio a la libertad y a la propiedad”. Pese a la oposición derechista, fundamentada en mentiras y manipulaciones, es aprobada por el pueblo la Constitución de la Republica Bolivariana de Venezuela. Esta Constitución propuesta por Hugo Chávez, es la que permite la doble nacionalidad y el sufragio en el exterior, de la que hoy disfrutan tantos venezolanos. Contempla la eliminación del régimen latifundista, la conservación de las acciones de PDVSA para el Estado, las aguas como dominio público, la prohibición de los monopolios, principios democráticos y novedosos para la agricultura, educación, salud……. Hoy, la derecha extrema invoca cínicamente a la Constitución de 1999 a la que desprecia, soñando, en hacerle por cualquier vía, “pequeñas reformas”, a la Carmona Estanga.

Uno de los aportes más significativos de la ultra venezolana al derecho constitucional, lo constituyó, después del fallido golpe de estado de 2002, la famosa teoría bufa del “Vacio de Poder” y según esta versión, el poder del Estado es algo así como una res nullius, o cosa perdida, es decir aquel que se lo encuentre es suyo. Se lo encontró Carmona, y asume junto a sus secuaces “el poder del estado”, aboliendo la Constitución de 2009, a los órganos legislativo, judicial, electoral…….. Pare de contar……. ¿y no son estos los mismos bufones del vacío de poder que hoy acuden al Tribunal Supremo de Justicia para qué aplique la doctrina Bush, según la cual quien obtenga menos votos, gana las elecciones? Pues otros argumentos no existen.

Y es que en todas las instancias se opusieron a cualquier reforma: a ley de tierras, defendieron el latifundio, atacaron a ley de pesca, a las misiones, a los proyectos y convenios de salud, de educación, de cooperación………. y se estrellaron en todas las instancias, porque sus críticas eran malsanas, perversas, sin ánimo constructivo. Y no aprenden la lección.

En el plano internacional, los soportes de la derecha venezolana, particularmente en Europa, los estados Unidos y América latina, lo constituyen las alas de los grupos y partidos más reaccionarios y retrógrados .Herederos del franquismo, del fascismo, como el Partido Popular de España, la UDC de Alemania y los grupos terroristas de Miami. Como muestra aquel famoso abrazo de Uribe y Capriles, mostrando la unión de los fascistas, y aquella “manita blanca” de la diputada venezolana estrechando la de su mentor Bush, ¿cabe cinismo mayor?

La derecha también se ha dirigido temerariamente a la Corte Penal Internacional de La Haya, con denuncias infundadas contra el gobierno venezolano, y así lo ha determinado la Fiscalía de la CPI de una manera contundente, decidiendo que no había indicio alguno que permita siquiera solicitar una investigación a Venezuela en la Sala correspondiente de la CPI. Los denunciantes de la extrema derecha de la oposición venezolana, utilizan a los organismos internacionales queriendo dar una imagen “dictatorial” de nuestro país, pero al no tener motivo o razón alguna, se han constituido en el hazmerreir en los círculos diplomáticos y periodísticos. En la Haya, ni los medios más conservadores reseñan estos actos de la derecha. Solo la maquinaria mediática de la burguesía nacional e internacional, se hacen eco de la manipulación a través de sus medios, apareciendo una foto del esquirol, frente al edificio de la Corte, después de haber pasado por la taquilla, donde reciben las denuncias, y ha consignado unos panfletos.

Es de destacar, que la Republica Bolivariana de Venezuela fue el primer país iberoamericano en ratificar, el 7 de junio de 2000, el Estatuto de Roma, y en consecuencia someterse voluntariamente a la jurisdicción de la CPI por decisión del presidente Hugo Chávez Frías, actuando como Jefe de Estado. Y solo a él le correspondía tal facultad y decidir el momento de hacerlo.

La bufonada continuará, y así lo anunciaron. Acudirán a todas las instancias en Venezuela, y hasta piden nuevas elecciones, violentando todas las normas. También han manifestado que acudirán a instancias internacionales ¿a cuales y porque? El ejecutor de todo este plan, nacido del ala fascista de la derecha venezolana y de los grupos terrorista de Miami, es el candidato derrotado, quien junto a Leopoldo López, dirigió el inquisitorial grupo perseguidor de chavistas, con el nombre “histórico” de “Torquemada”, cuando Carmona “el breve”. No ha cambiado este neoliberal bien mandado, quien ha manipulado y engañado a medio mundo, pregonando la Ilusión Neoliberal. Hay que derrotar también a la mentira.

Malcolm X enseñaba: “Si no estáis prevenidos ante los medios de comunicación, os harán amar al opresor y odiar al oprimido”

*Profesor de Derecho Internacional Público- Embajador en los Países Bajos (2005-2010)


[email protected]

Esta nota ha sido leída aproximadamente 726 veces.



Recomienda la lectura de esta nota a través de las redes sociales




US Y /oposicion/a165453.htmlCUS