Algunas reflexiones iniciales sobre el nuevo momento que parece iniciarse en la escuela

Sobre la Escuela Técnica de Corpoelec-Tocuyito

Después de ver las primeras actuaciones y varias reuniones de las Nuevas Autoridades de la Escuela Técnica de Corpoelec-Tocuyito con distintas partes del personal ya podemos hacer unos primeros comentarios o primeras reflexiones que por supuesto son aproximaciones y susceptibles de cambiarse. Parecen un Grupo serio, todos provenientes del sector Universitario, ideológicamente los podemos ubicar en lo que se llama de la izquierda. Parecen tener un sentido de ubicación muy certero, ellos dicen que se documentaron mucho antes de aceptar ir para la Escuela. Dicen que en un primer momento no aceptaron cuando se los ofreció Argenis Chávez, pero después se los pidieron "de otro lado" (especulo que el Ministro Héctor Navarro) y aceptaron, poniendo algunas condiciones (estimo que principalmente de apoyo financiero). Dicen que no van por mucho tiempo, por lo que aunque no se llamen así, se podrían definir como una especie de Comisión Interventora. Dicen que no cobraran por la empresa, dado que ellos son profesores activos de la Universidad De Carabobo y con muchos años de servicio allí, ya con el tiempo de la jubilación. Han tenido buena actitud hacia el personal y hasta el momento mucha disposición a trabajar y escuchar. Por supuesto manifiestan estar impresionados por lo mal que han conseguido las cosas.

Ratifican el inicio de actividades para mediados de Octubre, que no hay intención de ellos de venir a  Cerrar la Escuela aunque dicen que en las condiciones que están algunas partes de las instalaciones realmente no debería ser.

¿A QUE VIENEN?

Ellos manifiestan que se trataría de poner la Escuela en sintonía con la política educativa del país, dicen (y es cierto) que nuestra Escuela ha estado como en una cúpula aislada del exterior, (pero pudriéndose por dentro, esto ultimo lo digo yo) y aislada también del mismo sector eléctrico. En esencia y aunque no lo tengan totalmente definido o no lo hayan mostrado todavía, su plan seria abordar la transformación estructural, de fondo, de la Escuela Técnica del Sector Eléctrico y por momentos pareciera también ir mas allá de los niveles que tiene actualmente hacia niveles superiores de educación y formación (han mencionado Politécnico). Conceptualmente (pues falta ir viendo lo concreto que ellos piensan o el "como se come eso") esto es lo que muchos hemos estado promoviendo y buscando que se hiciera por años, dado el agotamiento del actual modelo de escuela que tenemos, de lo insuficiente que es y las calamitosas condiciones que existen allí.

¿CUALES SON LOS RIESGOS?

Pues en principio todos los riesgos del mundo, pero lo peor es tener miedo o creer que uno se puede escapar a los cambios, a la necesidad y lo imprescindible en nuestro caso de hacerlos.

El primero es que dificulto que les den mucho apoyo las autoridades de la Corporación, principalmente el financiero. Además de las limitaciones de dinero realmente existentes, estas son las peores y mas malamañosas autoridades que ha tenido el sector eléctrico (incluido el Ministerio) e insisto que para ellos, para esas autoridades actuales de la Corporación, se trata de cerrar la escuela, esto es en el sentido de DESPRENDERSE, desentenderse de ella y la asuma quien quiera.

El segundo es que este grupo que llego a la Escuela NO ES DEL SECTOR, no lo conocen y esto puede jalonarlos hacia la parte de la educación formal y nosotros somos un sector de especialización eléctrica, para la industria eléctrica y de este momento histórico de crisis de la misma. Por eso los técnicos e ingenieros que no provienen de nuestro propio sector, (es decir que estudian y se gradúan al mismo tiempo que ya son trabajadores de campo) tienen tantas dificultades para adaptarse a la empresa, llegan tan "perdidos" y en general (y sin ánimos de ofender) "no sirven" para liderizar y dirigir la empresa, incluso para tareas mas básicas que estas tan complicadas de los liderazgos. En este sentido es un gran riesgo que quieran hacer ellos solos las cosas, creyéndose expertos (que lo pueden ser en lo educativo) y aunque aparenten oír, de verdad no escuchen y no acepten "ayudas" de quienes son del sector para que se produzca la síntesis sin la que no se lograra una transformación efectiva y acertada de la Escuela y el general de toda la educación y formación especializada que se necesita en el sector eléctrico.

Otro riesgo es que la propuesta transformadora para la Escuela Técnica y para el sector eléctrico siempre surgió y fue impulsada por la Dirigencia sindical, por la corriente que dirigió la Federación y la mayoría del movimiento sindical del sector eléctrico los últimos años enfrentando a la tecnocracia derechista y la politiquería que ha estado controlando el sector, cambiándose el color de la franela según su conveniencia y que siempre ha sido conservadora y enemiga de cualquier cambio que ponga en riesgo su concepción verticalista de empresa y el manejo de los negocios eléctricos. En la actualidad esa corriente sindical que siempre defendió tajantemente los derechos básicos de la clase trabajadora y levantó también como objetivo las propuestas transformadoras y revolucionarias para el sector, ya dejó de ser progresiva y transformadora, se burocratizo, está repitiendo las practicas del sindicalismo de derecha que habíamos desplazado del sindicalismo del sector eléctrico e incluso sectores de esta dirigencia tiene pactos con las nefastas autoridades actuales,  aunque o a pesar que estas autoridades por su parte han buscado, siguen en el empeño y en gran medida avanzando en destruir la fortaleza de los sindicatos y la Federación que había sido el obstáculo mas importante para ellos, la tecnocracia politiquera recuperar control absoluto. Lamentablemente a la dirigencia sindical en su mayoría lo único que los motiva ahora es mantenerse  en los cargos sindicales que tienen.

 Incluso tienen una altísima responsabilidad en los últimos dos o tres años de desastre ocurridos en la Escuela Técnica de Corpoelec-Tocuyito, pues pusieron, sostuvieron y hasta defendieron a las pasadas autoridades de la Escuela y por eso nos dejaron solos a los trabajadores en la ultima lucha que libramos allí.

 Esta situación de debilidad y descomposición del liderazgo sindical representa una enorme debilidad y peligro pues hay el riesgo muy grande que en esta transformación necesaria de la Escuela Técnica no sea entre "las partes", que los trabajadores no tengamos la presencia y el peso necesario y que las cosas se inclinen hacia uno solo de los lados que por mas "brillante “y "bien intencionado" que pudiera ser, seria unilateral, sesgado y hacia una de las partes, que sea la que mas presione por sus intereses, porque así como nos acusan a los trabajadores de tener nuestros intereses "sindicales “ y "locheros", los otros, tienen también intereses y casi siempre no muy "sanos" que digamos.

Los trabajadores de la Escuela por nuestra debilidad numérica y porque no decirlo (y aceptarlo), por nuestros propios intereses y "mañas" no tenemos ni la fuerza, ni el temple, ni la representatividad de los trabajadores de todo el país, no podremos ejercer por nosotros mismos ese liderazgo y contrapeso de la clase trabajadora que hace falta. Los estudiantes, además de su juventud, escaso numero, temporalidad y estar solo de paso allí, mas lo desvirtuados en sus valores en que los hemos convertido, junto sus propios intereses como estudiantes y no como trabajadores, tampoco pueden ejercer ese liderazgo.

Los egresados, aunque son un sector muy heterogéneo y con múltiples apreciaciones y también intereses de cada quien (que en gran medida es mas bien desintereses), aun así están llamados a tener un gran papel en este proceso de transformación estructural de la que llamamos nuestra "Alma Mater" del sector eléctrico. Ellos pasaron las "penurias" de la formación en la escuela, después las de la realidad del ingreso en las empresas, posteriormente las de "enfrentar" su formación en escuela con la realidad del sistema, para finalmente lograr esa magnifica destreza para manejar el sector eléctrico en su parte operativa y gracias a la que las distintas Gerencias de incapaces que hemos tenido no han logrado provocar el colapso eléctrico.

Esta debilidad de representación de los trabajadores, debemos compensarla entre todos, debemos poner un poquito cada quien , incluso aquellos dirigentes sindicales que aun se mantienen con valores y principios, los trabajadores de la misma escuela, los estudiantes actuales, pero considero que los Egresados pueden y deben ser determinantes para hacer este bloque de intereses de la clase trabajadora que haga contrapeso a los otros intereses que ya están actuando y tratando de llevar las cosas hacia su lado.

Pero el mayor riesgo de todo, siempre será  que este intento de Transformación de la Escuela Técnica se vuelva pura paja y quede en nada o en cualquier mamarrachada. Ese es el peor escenario posible, pues la escuela seguirá languideciendo, agonizando como lo esta actualmente y que siga el proceso de muerte y desaparición, de CIERRE progresivo en el que estamos desde hace algunos años.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3776 veces.

Comparte en las redes sociales




Notas relacionadas

Trabajadores Aporreando

Energía y Petróleo para el Pueblo

Actualidad